AP

Donald Trump fue forzado a denunciar el racismo en Estados Unidos el lunes por la tarde. Sin embargo, un nuevo informe declara que solo un día antes haber afirmado que el “racismo es malo”, el presidente estuvo contemplando perdonar a uno de los racistas más infames del país: el sheriff Joe Arpaio de Arizona.

“Estoy considerando perdonando al sheriff Arpaio”, le dijo Trump a Gregg Jarrett del noticiero Fox News. “Ha hecho mucho en la lucha contra la inmigración ilegal. Es un gran patriota estadounidense y no me gusta ver lo que le ha pasado”.

Arpaio, el ex sheriff del Condado de Maricopa en Arizona, fue condenado por un juez federal por desacato criminal tras no cumplir con una orden que le pedía acabar con la discriminación racial a la hora de arrestar gente.

Ha sido parte de la larga lista de nacionalistas racistas que están del lado del actual mandatario del país. Arpaio acusó a Barack Obama de haber nacido fuera del país el diciembre pasado. Algo parecido a los primeros ataques de Trump contra su predecesor presidencial. También ha apoyado el muro fronterizo de Trump en público.

“¿Hay algún policía local que haya hecho más para disminuir la inmigración ilegal que el Sheriff Joe?”, Trump le preguntó a Jarrett. “Ha protegido a la gente de crímenes y salvado vidas. No merece ser tratado así”.

Advertisement

Perdonar a un hombre condenado de lo que se podría considerarse como racismo explícito, seguiría con la tendencia de Trump de gobernar para su base de nacionalistas y racistas mientras su respaldo social sigue disminuyendo.

Cuando Fox se comunicó con Arpaio para conocer sobre el asunto, el ex sheriff supuestamente se sorprendió de la posibilidad, pero expresó optimismo. Comentó: “Estoy feliz de que Trump entienda el caso. Aceptaría el perdón porque soy 100% inocente”.

Aparte del hecho de que un juez decidió que es 100% culpable, Arpaio trató de calmar su tono.

Advertisement

“Yo nunca pediría que me perdonen”, dijo Arpaio. “Especialmente si causé problemas. Nunca quisiera causar daño al presidente”.

Según Trump, quien todavía no ha decidido qué debe hacer, podría perdonar a Arpaio “inmediatamente, o “al principio de esta semana”.

Este artículo fue publicado originalmente en inglés.